,

«La Condena», el cortometraje en stop motion que se realizó con 13 mil pesos: «de Maipú para el mundo»

/

cortometraje la condena

«La Condena es un cortometraje en stop motion que trata de concientizar sobre los peligros de una guerra, y no lo obvio de la guerra, sino en los riesgos que hay en la decisión de tener una», inicia explicando Joseph Christian, el maipucino creador de esta pieza audiovisual.

Este cortometraje cuenta la historia de Sachel, un personaje que sobrevivió a una guerra que hubo en El Paraíso, dándose luego cuenta de que ya no queda paraíso, está todo oscuro y él fue uno de los que apoyó que esto ocurriera.

La guerra la comenzó el «Ángel Maligno» en contra de «El Creador», y Sachel se da cuenta de que fue un gran error porque perdió a su familia. Por lo mismo, comienza una búsqueda para renunciar al ejército maligno.

«Y ese es el cuento de todo… Vamos a ver si este ángel le acepta la renuncia o no», detalla Joseph, quien es actor y cineasta a sus 35 años y vive desde su adolescencia en la comuna.

Un cortometraje con 13 mil pesos

A pocos meses de que empezara la pandemia, Joseph quiso hacer algo distinto. Ahí fue cuando se le ocurrió llevar al formato audiovisual uno de los tantos cómics que tenía como bocetos.

joseph la condena cortometraje
Joseph y sus cómics.

«En cuarentena no se podía salir a comprar muchas cosas… me quedé en la casa y con la plata que tenía compré las plastilinas y una que otra figurita de yeso que compré en la Plaza de Maipú. Todo eso lo mezclé con algunos efectos especiales que hice en computador y listo, estuve unos tres o cuatro meses trabajando en esto», detalla el maipucino.

El cine y la autogestión

«Todos los días trabajaba en esto, haciendo las formas, el stop motion, las animaciones, todo eso lo hice solo y de manera autodidacta, mucho de lo que hice lo fui aprendiendo en el proceso porque son cosas que nunca había hecho antes», cuenta Joseph.

Mientras tanto, parte del making off de este trabajo:

La Condena se trata del primer corto del maipucino, el primero de muchos, espera.

«Todo lo hice yo, la única ayuda que tuve fue de unos amigos que me compusieron la música, Cristian Meliqueo y Carolina Baeza, quien además diseñó el afiche», expuso el cineasta.

Sobre las voces que le dan vida a los personajes, Joseph comenta que son actores de habla inglesa que contactó a través de Instagram (Mike Fox, Karah Britton, Ciaran Quinn, Eric Hanson, Anaís Acuña).

San Joaquín y Maipú, una de las inspiraciones del cineasta

El hoy vecino de la segunda comuna más grande en cuanto a población del país nació y pasó su infancia en San Joaquín. «Y nací dibujando. Me jacto de eso porque creo que es lo único bien que sé hacer», dice Joseph bromeando entre risas.

«Cuando iba en sexto básico mi mamá me inscribió en un taller comunal de cómic en San Joaquín, y ahí nos enseñaron la importancia del guion, de traspasar nuestras ideas a viñetas, y ahí empecé a pensar en historias», recuerda el hombre.

Fue en 2001, cuando salió de octavo básico, cuando su familia decidió irse a vivir a Maipú, específicamente a La Farfana cuando estaba partiendo como villa.

«Entré al Boston College de Longitudinal, cuando egresé entré a estudiar audiovisual al instituto Arcos, me titulé y unos años después me metí a estudiar actuación, cosa que obviamente se mezcla con lo audiovisual», explica.

«Va a sonar loco, pero yo vivo en una villa muy tranquila, entonces eso funciona para pensar harto, uno puede caminar pensando ideas», dice, agregando que «el lugar donde tú vives influye mucho por cómo se comporta la gente, no estoy diciendo que aquí sea como el infierno y el paraíso (haciendo referencia a la temática de su corto)… pero la historia de vida, los vecinos, todo eso influye mucho».

Además de su formación académica, el cineasta admite que un viaje que hizo a Canadá le abrió la mente para seguir desarrollándose en el mundo audiovisual. «Después de eso llegué a Chile y empecé a meterme más en el cine, a realizar costas, ahí partió todo«.

El cortometraje y proyecciones a futuro

Según relata Joseph, la evaluación ha sido super buena, «todo muy bien, la gente me ha dicho que está interesante, les gusta la historia, les parece impactante que yo haya animado el stop motion porque es difícil hacer, pero uno se va a acostumbrando en el proceso».

Una de sus ambiciones es poder exponerlo en la comuna e incluso en alguna sala de cine. «No con fines de lucro, sería para mostrarlo arrendando una sala para sesión privada o algo así». El sueño también es que se logre mostrar a nivel internacional, partiendo por Canadá. «De Maipú para el mundo», afirma emocionado.

Para su próximo proyecto Joseph está pensando en algo «que les va a volar la cabeza«, pero los detalles de eso se sabrán en un futuro próximo.

josephh

La Condena dura 15 minutos que mantienen al espectador interesado en la trama y en cómo se desarrollará, ¿le permitirá el ángel maligno la renuncia a Sachel?

Para ver La Condena puedes hacerlo ingresando al link de YouTube haciendo click acá o escaneando el siguiente código QR:

qr cortometraje la condena

Lee también: Alerta por estafa en el depósito del Bono Invierno: envían falso SMS que pide datos personales

Síguenos en:
Suscríbete en:
«
»