La Voz de Maipú anuncia nuevo cambio de dirección

Las noticias en tu mail



Te enviaremos -todos los fines de semana- un resumen con las noticias más importantes de la comuna. 

Tus datos están a salvo con nosotros, odiamos el spam igual que tu. Puedes leer nuestra política de privacidad.

 

Compartir

Esta semana, La Voz de Maipú anuncia oficialmente un nuevo cambio de dirección, lo que se condice una vez más con los tiempos de importantes desafíos para un proyecto de medio local independiente.

Marlene Valladares, quien había ejercido el cargo durante los últimos meses -sumado a otro período anterior- deja su función con la expectativa de seguir levantando una labor periodístico de calidad en otras comunas vecinas.

«Estamos muy contentos por la posibilidad de seguir ampliando las redes con los valores y la determinación de hacer un periodismo para los vecinos y vecinas, ya no solo de Maipú. Espero que sigamos abriendo espacios que ayuden a la comunidad y ser #eldiarioquehacelapega en otros horizontes», dice Marlene.

Quien le sucede a partir de hoy es quien hasta ahora cumplía con el rol de editora, Bárbara Espinoza. Junto con mostrar agradecimiento por la oportunidad y valorar el trabajo que realizó en conjunto con Marlene en Maipú, expresa entusiasmo por lo que se viene.

«El equipo ha ido creciendo no solo en número, sino también en calidad humana y profesionalismo. Pienso que todos los que estamos involucrados en La Voz de Maipú es porque creemos en la importancia de cumplir con un rol informativo pertinente, oportuno y veraz, sobre todo en el contexto de país actual, dónde la audiencia exige», comentó por su parte la ahora directora.

Consultado Nicolás Aravena, fundador de La Voz, indicó que «la labor de Marlene Valladares en la dirección del diario fue enorme. Ahora es el turno de Bárbara Espinoza quien ha dado muestras de un tremendo profesionalismo y cariño por el proyecto».

«El proyecto ahora es enorme y están asumiendo los desafíos nuevas generaciones de periodistas, que tienen muchas de nuestras virtudes y pocos de nuestros defectos. En mi caso emprenderé proyectos periodísticos en el extranjero, así que disfrutaré La Voz como un lector más, pero con la confianza que las cosas serán aún mejores», agregó.

Cabe señalar que, además del entusiasmo, buena parte de este trabajo ha sido posible gracias al aporte de decenas de maipucinos y maipucinas que han creído y confiado en La Voz, pero aún faltan muchas metas por cumplir.

Si estás interesado en aportar, puedes hacerlo haciendo clic aquí.

Recomendamos