Nuevo sistema «anti encerronas» detecta cuando el conductor está siendo víctima de robo

/

encerrona robo

Los últimos meses se ha visto un aumento en el delito conocido como encerrona, donde delincuentes interceptan de manera violenta a un vehículo particular y bajan a quienes estén a bordo para robarse el auto.

Con lo anterior, también ha aumentado la demanda por un sistema inteligente que proteja a los ciudadanos de esta modalidad de robo y evite que los ladrones concreten las encerronas o portonazos.

Rusia ha desarrollado una tecnología que consta de un dispositivo que se instala en cada vehículo y detecta automáticamente cuando el conductor ha sido víctima del robo de su auto.

Se trata de un aparato que mide 5 centímetros de largo y tiene cuatro cables que se conectan en un lugar oculto y específico del automóvil.

Al tener instalado, el dispositivo logra detectar si el conductor está siendo víctima de un robo tipo encerrona o portonazo.

Lo que detecta son movimientos bruscos, tales como frenadas inesperadas o que se abran las puertas en movimiento. En caso de que se trate de alguna emergencia que no se relacione a algún delito, el conductor deberá ingresar un código que puede ser una combinación de botones de la radio u otros.

De lo contrario, el motor se detendrá a una distancia que ha sido previamente establecida por el usuario, pudiendo ser los metros que se estime.

«Se instala en un lugar específico, que va a depender del modelo del auto, no es igual para todos, ya que hay que colocarlo con un software especial y que se va a comunicar con el sistema electrónico interno«, explica René Rojas, gerente de ventas de Sociedad Sonidos, en conversación con LUN.

El único requisito que este dispositivo «anti encerrona» requiere es que el auto sea un modelo del 2009 en adelante, puesto que desde ese año comenzaron a fabricarse con un computador central integrado.

Este dispositivo puede llegar a costar poco más de 450 mil pesos y es vendido en 30 distribuidoras oficiales dentro de Chile.

Hasta la fecha, se han instalado 600 unidades, ya que «ha aumentado la demanda en el último tiempo. Llama mucho la atención porque es muy seguro, no hay que pagar subscripción anual ni nada», comenta René Rojas.

Además, en el hipotético caso de que la persona venda el vehículo, podrá utilizar el mismo dispositivo y configurarlo en otro vehículo.

La ventaja que este dispositivo tiene, según señala René, es que no puede ser detectado por delincuentes, puesto que no emite señales como el GPS.

«Los ladrones tienen buscadores de señal: saben si un auto tiene GPS y pueden sacarlo fácilmente», explica, lo que con este sistema no sucedería.

Lee también: Sence y Fundación Telefónica ofrecen cursos sobre conocimientos digitales gratuitos y remotos

Síguenos en:
Suscríbete en:
«
»